lunes, 5 de diciembre de 2011

Elohim en el mormonismo



El nombre Elohim אֱלׂהִים adquiere una importancia especial para los sud, la cual pretendo revisar en este artículo.

Para muchos mormones es el nombre real o personal del Padre Celestial, sin embargo este es un error frecuente. Jesucristo, como modelo del Padre Celestial, tiene decenas de nombres, todos igualmente importantes. Algunos nombres lo asociamos a su existencia premortal, otros a su ministerio y otros a su existencia actual y futura. Los propósitos de los nombres es enseñarnos sobre sus atributos para que la fe pueda existir en orden (Discursos sobre la fe pág. 22).

Hay nombres que se utilizan en un contexto especial y no en cualquier situación, como Jehová de los Ejércitos, que se emplea para generar confianza en que el Señor nos fortalecerá y peleará nuestras batallas, pero sería impropio terminar una oración en ese nombre, siempre usamos “Jesucristo Amén”.

Elohim es sólo uno de los nombres del Padre Celestial pero debido a que Génesis parte con el relato de la creación usando este nombre en hebreo, la Iglesia usa el nombre de Elohim en el contexto de la creación diferenciándolo de Jehová y de Miguel.

En el Antiguo Testamento la palabra Elohim aparece cerca de 2.500 veces en diferentes usos, desde Dios el Padre, ángeles (Salmos 8:5), jueces (éxodo 21:6), Jehová Elohim (Éxodo 9:30), hasta dioses paganos (Exodo 18:11 y 22:19,20).

Claramente su significado más obvio es de “dioses”, o “poderosos” pero por razones teológicas tanto judíos como cristianos le han buscado un significado que no contradiga sus creencias, que se acomode con su pensamiento religioso, encontrándose definiciones desde trinitarias a kabalísticas. Eso ha llevado a considerar esta palabra como muy compleja y con varias excepciones a la regla gramatical.

La traducción más literal de Elohim no contradice la doctrina mormona sobre la divinidad, en la cual tomamos una postura cercana al henoteísmo al creer en la existencia de muchos dioses pero adoramos sólo a uno. Creemos que la controversial frase de Génesis 1:27 “hagamos al hombre” es una conversación entre Dios el Padre y Jehová, quienes juntos con el Espíritu Santo forman una unidad divina, siendo Jesús el Jehová del antiguo Testamento, y formando la unidad del tipo que Jesús esperaba lograr con sus apóstoles (Juan 17:22).

Por tanto, el nombre Elohim es un nombre hebreo para Dios entre muchos nombres, pero usado en la restauración como nombre de Dios el Padre en relación con la creación.

Ver: http://www.mercaba.org/Enciclopedia/E/elohim_significados.htm
http://ec.aciprensa.com/e/elohim.htm
http://es.wikipedia.org/wiki/Elohim